Ian Kershaw concluye que los nacionalismos europeos gestaron los acontecimientos más trascendentes del siglo XX

Ian Kershaw analiza la violencia y la depuración ejercida sobre los vencidos y dice que la sed de venganza pesó más que nada.

El autor no se limita a narrar el relato de los sucesos políticos y militares, sino que toma el pulso a la sociedad que los protagonizó, ahondando en las condiciones de vida de los europeos para conocer cómo observaban los acontecimientos de su tiempo.